Loading. Please wait...
search

Los ganadores, los perdedores y las grandes sorpresas del E3 2019

El E3 es casi como navidad para muchos amantes de los videojuegos, una cita anual con muchos de los lanzamientos más importantes de los próximos meses. Por eso, ahora que han terminado las grandes presentaciones del evento, es el momento que hemos elegido para hablar de los que nos han parecido los ganadores y perdedores del E3 2019. Para ello contamos con la opinión de nuestros editores más jugones, cada uno con sus propios gustos personales.

La fiesta suelen protagonizarla titanes como Microsoft, Nintendo o un Sony que este año ha decidido no venir, aunque siempre hay sorpresas inesperadas y momentos que pasarán a la memoria colectiva, como esa aparición estelar de Keanu Reeves en la conferencia de Microsoft de este año. Vamos entonces con los ganadores, perdedores, el mejor juego y la revelación de la feria, y os invito a que también nos dejéis vuestras opiniones en los comentarios para ver cuántas coincidencias hay.

Los ganadores

Angel Sucasas: Creo que los ganadores son los que ya se esperaban: Microsoft y Nintendo; pero con matices. Nintendo ha salido airosa rotundamente; ha mostrado una línea de juegos de aquí al arranca de 2020 fabulosa; y la guinda ha sido la secuela de uno de los mejores, sino el mejor, juegos de la historia: ‘Breath of the Wild’. Microsoft ha mostrado también una gran batería de juegos y ha sido la primera en hablar de la nueva generación. Pero se ha quedado corta en los exclusivos, por más que el tráiler de ‘Halo Infinite’ impresionara en su apartado visual. Habrá que esperar al próximo E3 para ver si esa gigantesca inversión en adquirir estudios ha compensado.
Antonio Ortiz: Xbox no tanto por consola y juegos, en los que enseñó poco (al menos en gameplay) como porque parece haber acertado con el concepto y modelo de negocio para el futuro de los videojuegos. Game Pass pone en jaque a muchos actores y su recepción por el mundo gamer es muy diferente que el modelo que se planteó y descartó para Xbox One.
César Muela: Creo que el principal ganador de este E3 ha sido el streaming de videojuegos. Con Google adelantándose al E3 unos días para dar más detalles de Stadia y los 12 servicios de suscripción de videojuegos que ya hay para elegir, está claro que toda la industria mira ya más al software como producto que a vender hardware. Otro de los ganadores fue Microsoft, sobre todo por la gran ausencia de Sony y lo bien que aprovecharon los de Redmond para ganarse al público. Si el principal punto débil de Xbox frente a PlayStation siempre ha sido el catálogo, Microsoft lo apostó todo a los juegos, con 60 presentados (muchos de ellos indies, eso sí) en una conferencia frenética. Y, como colofón, algunas pinceladas de Project Scarlett, que puso los dientes largos a todo el mundo.
Frankie MB: Soy de la opinión de que en el E3 los ganadores siempre somos los jugadores, pero es incuestionable que Nintendo ha sido la que más ha sabido brillar en un año en el que la ausencia de Sony beneficiaba a todo el que tuviera algo que mostrar. ¿Las claves? La Gran N fue una verdadera ametralladora de anuncios coronada por dos bombazos: la imposible adaptación de ‘The Witcher 3’ a Switch y la promesa de una continuación de ‘Zelda: Breath of the Wild’ que ya le planta cara a la siguiente generación de consolas.

En Xataka

E3 2019: los 15 tráilers, fecha de lanzamiento y plataformas de los mejores juegos presentados

Israel Fernández: En cuanto a modelo de conferencia, la vencedora ha sido Microsoft. Sabía que su rival directo se quedaba en casa y salieron a jugar con esa confianza de nuevo veterano. 60 juegos durante 60 minutos, algo robusto que funciona (Xbox Game Pass unido al Gold) y no entelequias y profesas difusas (cloud gaming!?). Vimos imágenes muy apetecibles (‘Gears 5’), vimos previews exclusivas y vimos asomar la patita a un hardware que parece ofrecer sin fisuras lo que esta industria lleva años prometiendo: suficiente potencia para jugar a 4K y 60fps con garantías. En cuanto a juegos, para mí ganaron aquellos que sugieren pero no explicitan: ‘Ghostwire’ y ‘ElderRing’. Sabemos que serán juegos dentro de un canon, terror en tercera persona y RPG de fantasía. Pero al menos no son el enésimo shooter con skin VHS (‘Deathloop’ para más señas).
Javier Pastor: Creo que Microsoft ha sido la empresa más destacada de esta edición de la feria. Sus propuestas dejan claro que en Redmond no dan puntada sin hilo, y han abarcado prácticamente todos los ámbitos del segmento, desde las suscripciones con unos atractivos servicios Game Pass como la nube con xCloud, aunque aquí haya muchas más incógnitas y quizás ha sido la única parte “floja” teniendo en cuenta que Stadia ha dado muchos más detalles. Y luego está Project Scarlett, esa Xbox de nueva generación que promete ser una maravilla. El catálogo de juegos y futuros lanzamientos fue también espectacular, así que pocas pegas se le pueden poner a este esfuerzo.
Juan Garro: Si me tuviera que quedar con uno, claramente sería Microsoft. La compañía tenía que aprovechar la ausencia de Sony en este E3 2019 y lo consiguió gracias a un ritmo frenético en el que apenas se pararon a hablar y dejaron que fueran los propios juegos los que llevasen la batuta. Quizás la guinda la podría haber puesto mostrar por fin el nombre y el diseño definitivos de Project Scarlett, pero contando con el apoyo de empresas como CD Projekt Red que, una vez más, ha vuelto a romper la conferencia con ‘Cyberpunk 2077’ -y Keanu Reeves como gran sorpresa- para mí no hay duda de que se han llevado este E3.
Mario Merino: Nintendo se ha llevado el E3 2019. Solamente por decir que se está desarrollando la secuela de TLOZ: Breath of the Wild. No, solo por eso, no, además va a traer una cantidad de third-parties increíble… Se lo ha llevado y es así.
Raúl Álvarez: Nintendo. Saben bien cómo manejar el E3, son expertos en esto y cada feria siguen a su ritmo. No se enganchan con “la pirotecnia y show” del resto. Tienen su público y por ello se han ganado el respeto de la industria. Este año con ‘Pokémon’, ‘Luigi’s Mansion 3’ y ‘Zelda’ fue más que suficiente para montar un booth enorme donde incluso hubo una réplica de un estadio Pokémon.
Roberto Jiménez: El primer ganador es el propio E3. En un año en el que varios nombres grandes de la industria le habían dado la espalda, la feria ha conseguido aún brillar con novedades importantes, anuncios reseñables y la sensación de que aún mantiene todo el interés como “gran espectáculo del hype”. Ganadora ha sido también la nostalgia: una sucesión de IPs sobreexplotadas, remakes en HD (con buena pinta, todo sea dicho, como ese FFVII) y remasterizaciones y ports varios. Ya lo cantaban los Smiths: reissue, repackage, please them, please them. Junto a todo esto, buena salud promocional la de una Microsoft que gana cuerpo no sólo por su futura consola, sino también por sus apuestas más allá del coto Xbox (ay, ese Elite Controller). Y, por supuesto, CD Projekt RED: ‘Cyberpunk 2077’ pinta mejor que nunca (a pesar de todas las dudas generadas en los meses previos) y se llevaron todas las miradas con Keanu.
Rubén Márquez: En un E3 de transición entre generaciones, lo normal es que sea la compañía que menos debe preocuparse de ese salto la que acabe asomando más la cabeza. No hay duda sobre la comodidad con la que Nintendo llegaba a esta edición en ese sentido, pero más valorable me parece el hecho de que no hayan bajado los brazos pese al buen ritmo que llevan. De su conferencia salen grandes sorpresas como esa secuela de ‘The Legend of Zelda: Breath of the Wild’, pero también la confirmación de que el apoyo third party sigue sumando y que, de desaparecer por completo esa opción, con su propio catálogo y todos los indies que consiguen arrastrar tendrían más que suficiente para seguir marcando este buen ritmo.
Yúbal Fernández: Microsoft ha sido en mi opinión la gran ganadora del E3. Ya no sólo por haber pegado con fuerza en un evento que nos levantó varias veces de la silla, sino también por tener una apuesta clara y definida por el futuro del gaming. Sigue sorprendiéndome cómo está cambiando Nadella a la empresa desde hace unos años. Quizá su gran punto flaco son esos juegos exclusivos, que por lo menos para mi gusto, siguen sin estar nivel de títulos de la competencia como ‘The Last of Us: Part II’ de Sony o el nuevo Zelda de Nintendo.

Las decepciones y los perdedores

Angel Sucasas: Lo peor de la feria ha sido, para mí, la longitud de las demos de algunos juegos, que hacen imposible valorar realmente qué van a ofrecer. Especialmente sangrante me parece el caso de ‘Final Fantasy VII’ y ‘Pokemon Escudo y Espada’. Son dos demos gemelas: cuatro cinco combates, boss y pacasa. En dos juegos donde prima tanto la exploración, decepciona que no se nos haya dejado más libres.
Antonio Ortiz: Nintendo. Complaciente, con poca novedad, recocinando propuestas mil veces vistas. Para una empresa con vocación de líder esperaría más.
César Muela: Esperaba mucho más del juego de ‘Los Vengadores’. Que hayan decidido salir sin las licencias de los actores que dan vida a los personajes en las películas es para mí una gran oportunidad perdida. Simplemente no me apetece encarnar a un Iron Man que no conozco, y menos justo ahora tras la última película. El DLC de Lego para ‘Forza Horizon 4’ me pareció también decepcionante. ¿Cobrarme 20 euros por que me martilleen la cabeza con “Everything is Awesome”? Tendrá su público, pero yo no estoy entre ellos, lo siento. ‘Elden Ring’ me dejó muy frío también. Con el hype de George RR Martin y los creadores de Dark Souls era para haber preparado o mostrado algo más, pero supongo que aún estará en fase muy temprana y simplemente habrán querido aprovechar el tirón de ‘Juego de Tronos’ para enseñar la patita. Como perdedor pondría a Nintendo, que si no hubiera sido por ese gol en el último minuto con el anuncio de la secuela en desarrollo de Zelda, habría pasado muy desapercibida, me temo. No hay títulos que emocionen o que exploten la versatilidad de Switch. Tenían una oportunidad de seguir marcando diferencias con Sony y Microsoft, pero creo que no lo han hecho.
Frankie MB: Nunca sabremos si Sony esquivó una bala al no presentarse al E3 este año, pero tampoco parecía que tuviera nada que mostrar: no es casualidad que pusiera todas las cartas de ‘Death Stranding’ sobre la mesa una semana antes del evento. Sin embargo, ni el más apasionado entusiasta de Bethesda puede rebatir que su conferencia sólo se salvó de pasar sin pena ni gloria gracias al irrebatible carisma de Ikumi Nakamura en e escenario.
Israel Fernández: La sensación general de falta de innovación, una decepción que es más una abstracción. Mucho remake mirando al pasado, demasiado port. El E3 ya no es meca del videojuego a donde peregrinar, la semana donde que concentran las mil sorpresas. Para evitar aplastarse entre ellos, este modelo ha caducado. Por extensión, el hype frenético de hace una década no ha lugar. Fijémonos en los juegos: sí, controlamos a una abuelita en ‘Watch Dogs Legion’, puede ser divertido. Las primeras horas. ‘Breath of the Wild’ tendrá secuela, pero huele a continuismo. Pesospesados como ‘Fallen Order’ o ‘The Avengers’ prometen, pero aún están muy verdes. Las conferencias individuales de EA, Ubisoft, Square Enix y Devolver, montándose su película (literal) no van a dejar ninguna huella en nuestra memoria. Por canónicas, iterativas, por vagas.
Javier Pastor: En mi caso, dos decepciones. La primera, la de Sony. Que no esté en una feria de este calado es una decepción que equivale a perder un poco la batalla en un terreno en el que tienen una posición privilegiada. Quizás quieran reservarse para una presentación exclusiva más adelante y desde luego ya dieron datos de su PS5, pero una empresa como esta tiene que estar sí o sí en el E3. La otra decepción ha sido para el juego por streaming o el juego en la nube, que apenas ha dado que hablar en un E3 conservador en ese aspecto. Supongo que en 2020 veremos otra cosa.
Juan Garro: Si hay que apuntar hacia alguna conferencia tendría varios objetivos, pero al final me decantaría por Bethesda. Me parece indignante, por estructura y por planteamiento, que el juego con el que abres la conferencia en la mayor feria de videojuegos del mundo sea el port de ‘The Elder Scrolls Blades’ –un juego de móviles- para Nintendo Switch. No se puede empezar peor. Lo cierto es que no todo fue terrible y confío mucho en Arkane Studios y su ‘Deathloop’, así como en lo nuevo de Tango –‘GhostWire: Tokyo’; sin embargo, la ausencia de ‘Starfield’ y ‘The Elder Scrolls VI’ confirma que los anuncios del E3 2018 fueron un recurso de última hora para intentar salvar una conferencia que lleva años sin dar motivos de peso para estar en Los Ángeles.

En Xataka Móvil

Google Stadia contra su competencia: así queda la plataforma de Google contra PlayStation Now, Xbox Game Pass y Origin Access

Mario Merino: La decepción mía ha sido no poder disfrutar de Sony y Electronic Arts en el E3. La feria debería acoger a los mejores. Y este año le ha faltado ellos, y por lo tanto han bajado el caché también.
Raúl Álvarez: Aquí yo veo dos, la realidad virtual y Sony. El año pasado Sony montó un gran booth para PSVR y es así como la tecnología estuvo presente con gran impulso. Este año a pesar del intento de Oculus, los asistentes siguen abarrotando el resto de booths mientras que las experiencias de realidad virtual no atraen tanto.
Y en el caso de Sony, sí, es una pena que no haya estado presente, pero dolió más no haber visto nada de ‘Last of Us II’, ‘Ghost of Tsushima’ o ‘Death Stranding’.
Roberto Jiménez: El perdedor es el gran juguete roto de la industria, ‘Anthem’, sin nada con lo que parar su debacle justo cuando ha sido el juego estrella de los dos últimos E3. Sirva como aviso para navegantes. Entre lo decepcionante o lo simplemente MEH, una Bethesda que parece ensimismada en sus MMO; una Ubi que, sin tener malas cartas, parece ir a rebufo (justo la sensación que este año se han quitado en Square-Enix); y una Sony que, por incomparecencia, ha dejado escapar días muy intensos en los que siempre queremos más y siempre pedimos otro salto mortal.
Rubén Márquez: Los de la ilusión. Esos somos los principales perdedores de este E3. Entiendo que para muchos siga siendo pura mercadotecnia y humo, pero sigue habiendo un sector que nos resistimos a dejar de soñar, que nos acercamos a esta feria como el momento más importante del año. Es, por así decirlo, la mañana de Navidad para millones de jugadores de todo el mundo. Hay veces en las que te levantas y tienes un regalo con el que te saltan las lágrimas, y hay otras en las que sólo abres cajas de calcetines. Es lo que tienen las expectativas, que a menudo nos juegan malas pasadas y, donde esperábamos grandes vídeos con gameplay o detalles jugosos sobre la nueva generación, sólo encontramos secuencias CGI y promesas más o menos vacías.
Yúbal Fernández: Para mi las mayores decepciones han sido EA y Bethesda. No es que de EA me esperase mucho, por lo que tampoco me ha sorprendido, pero en Bethesda ya parecen estar pensando demasiado en la próxima generación y no nos han dejado ver ninguna de las grandes bazas que están desarrollando. Supongo que el año que viene será muy diferente.

El mejor juego

Angel Sucasas: El juego del E3 ha sido ‘Cyberpunk 2077’, aunque el impacto que tuvo el año pasado no se ha replicado. Sí, nos ha regalado el mejor momento de la feria, con Keanu Reeves subiéndose al escenario, pero el vóx populi es que la demo guiada que nos han mostrado se parece en exceso a la del año anterior y, por tanto, su impacto es menor. Aún así, es el juego más grande de este E3, por encima de los esperados remakes de ‘FF VII’ y ‘Link’s Awakening’.
Antonio Ortiz: Cyberpunk. Ya sé, hype, sin dejar que lo juguemos, que se va a 2020… vamos a ver, yo fui máster del juego de rol. Estoy flipando con que se haga este juego.
César Muela: Teniendo en cuenta que no he podido probar ninguno de los títulos nuevos anunciados, tan solo por la pinta y lo que propone, me quedo con ‘Cyberpunk 2077’. Me gusta la ambientación, la narrativa mezclando futuro con depravación, y que dejen a cada jugador elegir su propio camino con su personaje, dando a entender que el juego está vivo.
Frankie MB: Lo mejor de este año tiene truco. Podría decirte ‘Cyberpunk 2077’, el mismo del año anterior. Incluso hablarte de ‘Final Fantasy VII Remake’ y llevarte al E3 de 2015. O a ese milagro técnico que supone la adaptación a Switch de un The Witcher III cuyo mundo abierto ya nos enamoró en la misma feria en un lejano 2013. Y pese a la enorme alegría que me supuso el próximo Zelda de Switch, todavía no ha llegado su E3. Así que, saliéndome por la tangente, apuesto por el juego en nube. Tanto el de Stadia como el de Microsoft. A fin de cuentas, será donde jugaremos a esos la mayoría de esos clasicazos en años venideras.
Israel Fernández: Aún con cierta sensación de deja vu, ‘Cyberpunk 2077’ sigue pareciendo algo incontestable. Esa especie de ‘Deus Ex’ con el roleo de un ‘Skyrim’, el combate y la conducción, y Keanu Fucking Reeves. Ya, fue una bobada, un golpe de efecto sencillo. Pero sigue siendo el maravilloso Keanu Reeves diciéndole a un espectador de la primera fila de butacas “¡tú eres impresionante!”. Pequeños momentos que salen de un acotadísimo guión.
Javier Pastor: Desde luego ‘Cyberpunk 2077′ promete, pero me gustó especialmente el enfoque de ’12 Minutes’, un concepto original que logró sorprendernos a muchos.
Juan Garro: Creo que la opción fácil por empaque y por todo lo que se ha visto hasta ahora sería ‘Cyberpunk 2077’, pero más allá de Keanu Reeves –brillante por otro lado- se echó en falta algo nuevo de gameplay sobre el juego. Precisamente por eso, mi ganador de este E3 2019 ha sido ‘Watch Dogs Legion’. Considero que Ubisoft ha hecho una gran labor alejándose de la pretendida seriedad del primero para zambullirse de lleno en la posibilidad de crear una organización de abuelas de armas tomar. Hubo un gameplay interesante, un espectáculo a la altura y fecha de lanzamiento, rara vez se ve esto en un E3 sobre un juego inédito hasta la fecha (si no contamos el anuncio previo a la feria).
Mario Merino: El mejor juego para mi gusto es Cyberpunk 2077. Esa aparición de Keanu Reeves tanto in-game como en el escenario de Xbox. Puede que ahí me estén traicionando los feelings por haber estado ahí. Pero he visto su gameplay y el sistema de combate, lo que puede sinteractuar con el escenario, o algunas sorpresas más son muy, muy interesantes.
Raúl Álvarez: ‘Cyberpunk 2077’. Sabíamos que Cyberpunk va que vuela para ser todo un acontecimiento desde el año pasado cuando reventó el E3. Este año lo volvió a hacer con Keanu Reeves, que fue una muy grata sorpresa y la ovación más grande que he escuchado desde que sigo el E3. Pero además, hay que sumarle un gameplay espectacular lleno de detalles con una estética alucinante.

En Vida Extra

Lo que más nos ha gustado del E3 2019 (y lo que menos) a los editores de VidaExtra

Roberto Jiménez: Cyberpunk.
Rubén Márquez: No puedo quedarme sólo con uno. He visto cosas muy prometedoras a las que ya tenía echado el ojo como ‘Cyberpunk 2077’ o ‘Final Fantasy VII Remake’ -sin duda los dos juegos más potentes de la feria- y otras nuevas que son ilusionantes como ‘Watch Dogs Legion’. De quedarme con un juego, en cambio, lo haría con ‘Luigi’s Mansion 3’. Es cierto que no es lo más espectacular que te puedes echar a la cara, como tampoco el juego que más destacaría del catálogo de este E3, pero hay un vínculo especial con la saga y la llegada de su tercera entrega es muy ilusionante.
Yúbal Fernández: ‘Cyberpunk 2077’. Hace tiempo que CD Projekt Red se ganó mi corazón, y creo que es el juego al que más ganas tengo de jugar de los que se ha visto gameplay.

La revelación/sorpresa del E3

Angel Sucasas: La sorpresa ha sido ‘Fall Guys’. Un battle royale para 100 jugadores de Devolver inspirado en Humor Amarillo. Minipruebas con unos personajes cute y carcajadas aseguradas. Basado, ni más ni menos, que en ‘Humor Amarillo’. Es el juego con el que más he disfrutado de este E3 de largo. Y creo que tiene todos los mimbres para convertirse en el futuro fenómeno ‘indie’ al estilo ‘Rocket League’.
Antonio Ortiz: ‘Commandos 2’ ¡oki doki! Vale que es una remasterización pero tan inesperada que creo que nos ha sorprendido a todos.
César Muela: Para mí la revelación ha sido el remake del Final Fantasy VII. Yo mismo me prometí que no compraría una PS4 hasta que saliera. Ahora ya sé lo que me toca en marzo de 2020. Para mí es un juego especial y después de estar unos cuatro años esperando desde que se anunció y casi perdiendo la fe, por fin Square Enix cumplió y creo que sorprendió (para bien) a todos. Es bastante discutible el formato de micropagos con DLCs de invocaciones, por ejemplo, pero creo que tanto a nivel gráfico (manteniendo la esencia de los personajes) como a nivel de combates (una propuesta más dinámica, no tan compartimentada por turnos) va a ser un título vendeconsolas, que le vendrá estupendamente a Sony para acabar el ciclo de PS4 con buenas cifras. Y sobre todo creo que hará justicia a esa ola de nostalgia facilona que estamos viendo en los últimos años: esto no es un remaster, no es un “exprimir la vaca todo lo que podamos”, es un juego hecho desde cero y basado en un clásico como es Final Fantasy VII.
Frankie MB: Me gustaría decir que la mayor sorpresa fue el regreso de ‘Final Fantasy VIII’. Una entrega que daba por perdida. Pero siendo justos, ver un adelanto de la secuela de ‘The Legend of Zelda: Breath of the Wild’ ha colmado cualquiera de mis expectativas. No estamos hablando del logotipo de un nuevo Metroid, ni la promesa de 8K de una nueva consola, sino de la manera en la que redescubrir el inagotable reino de Hyrule hizo que, estando curtido tras decenas de E3, realmente me emocionase.
Israel Fernández: Tengo especial esperanza en la saneada económicamente Double Fine y lo que pueda salir de ‘Psychonauts 2’; como chaval de los 90 estoy desesperado por ese RPG de Dragon Ball, pero quizá la sorpresa fue en un evento pre-E3, en la conferencia de Stadia, aunque también recibió la atención al cierre de la conferencia PC gaming: ‘Baldurs Gate 3’.
Javier Pastor: Keanu, por supuesto 🙂 Para mí la sorpresa más curiosa fue la del plan de suscripción Game Pass Ultimate, muy ambicioso. Si tienes una Xbox One y un PC y eres un gamer intensivo es realmente una maravilla porque incluye Xbox Live Gold y tienes acceso a ambos catálogos a un precio realmente competitivo.
Juan Garro: La gran sorpresa para mí fue ‘Minecraft Dungeons’, un juego que se había medio filtrado en su momento pero que contaba con una premisa tan loca –una mezcla entre ‘Minecraft’ y ‘Diablo’- que era fácil descartarlo como real. Pero no, Microsoft lo presentó y la verdad es que no puede tener mejor pinta. Por arriesgado, por interesante y por haber mostrado bastante gameplay y varias facetas del juego muy interesantes -como la gestión del inventario o un prometedor cooperativo local y online- ‘Minecraft Dungeons’ es la gran sorpresa de este E3 2019 para mí.
Mario Merino: La sorpresa ha sido la bomba de la secuela en desarrollo de Zelda: Breath of The Wild. Creo que aquí vamos a coincidir muchos. Pero subjetivamente (y objetivamente creo) es de los mejores cinco juegos en los últimos 5 años. ‘Roller Champions’ de Ubisoft también me ha molado mucho la jugabilidad y deporte, ojo
Raúl Álvarez: ‘Zelda: Link’s Awakening’ no es sólo un remake, es una verdadera joya y su diseño es precioso. Y el anuncio de la secuela de BOTW fue una bomba que nadie esperaba.
Roberto Jiménez: En lo sorprendente, me agrada que EA haya decidido cambiar su táctica con ‘Star Wars Jedi: Fallen Order’ parece un juego con marchamo clásico, quizás un puñetazo sobre la mesa para recuperar la confianza perdida de muchos. Aunque, si hablamos de sorpresas, mi juego más esperado es ese ‘Deathloop’ de unos Arkane en los que no queda más remedio que confiar. Al fin y al cabo, ya han hecho dos de los grandes juegos de esta década (‘Prey’ y ‘Dishonored’).
Rubén Márquez: Creo que ha llegado la hora de hacer justicia con Ubisoft y ‘Watch Dogs Legion’. El primero acusó la decepción de su downgrade pese a entregarnos algunos momentos e ideas memorables. Al segundo le jugó una mala pasada su estilo desenfadado pese a ser un mundo abierto divertidísimo. Y con esta tercera entrega, toca aplaudirle no sólo haberse mantenido fiel a unos principios luchando contra viento y marea, sino también seguir experimentando y jugándosela con ideas tan originales como las que plantea.
Yúbal Fernández: ‘Baldur’s Gate III. Soy una de esas personas que en su juventud quedó atrapada por Baldur’s Gate II, juego que le hizo amar los RPGs, y que desde entonces ha visto cómo los sucesores espirituales (‘Neverwinter Nights’ o ‘Dragon Age: Origins’) no terminaban a estar a la altura. Por eso tengo el hype entre las nubes, aunque esperemos que esa nostalgia no acabe pasándonos factura cuando veamos un juego que quizá sea bastante diferente a las anteriores entregas de la saga.

También te recomendamos

E3 2019: fechas, horarios de las conferencias y todo lo que esperamos ver en la gran feria de videojuegos

Bethesda en el E3 2019: todas las novedades, nuevos juegos y tráilers

Nintendo en el E3 2019: todas las novedades, nuevos juegos y tráilers

– La noticia

Los ganadores, los perdedores y las grandes sorpresas del E3 2019

fue publicada originalmente en

Xataka

por
Yúbal FM

.

Powered by WPeMatico

Compártelo en tu red social:

O puedes copiar y compartir este enlace
Related Posts